Remontada del CD Cazalegas-Ebora Formación en una gran segunda mitad.

03-J20vsCDYuncos
Compartir en facebook
Compartir en twitter

Los cazalegueños levantaron un partido que, al descanso, se les había puesto muy complicado con el tanto visitante. En la reanudación, los pupilos de Alonso brindaron una muy buena segunda mitad gracias a la cuál culminaron la remontada. A la victoria cazalegueña se sumó, con el tercer gol, el flamante último fichaje del equipo granota, Borja Escoredo.  

Casi un mes después retornaba el CD Cazalegas-Ebora Formación a su feudo, una Ciudad Deportiva Ebora Formación de la que, hasta la fecha, sólo habían volado dos puntos. Y lo hacía con la necesidad de volver a sumar de tres, después de dos últimas salidas que se habían saldado con sendos empates, cierta sensación de atasco en algunas fases de esos partidos, y con la distancia en el liderato recortada por sus seguidores.

Los primeros compases del encuentro denotaron ciertos síntomas de partidos cercanos en el tiempo, con los locales faltos de fluidez en el juego y con dificultades para encontrar la profundidad y el último pase. Por su parte, un CD Yuncos que se plantó en la Ciudad Deportiva muy ordenado y que dio el primer susto a los siete minutos de encuentro con un disparo desde la frontal de Mario al que voló para negarle el gol el meta Aparisi. La réplica, tres minutos después con un balón suelto dentro del área que Juanfri envió fuera pegado al palo derecho de la portería rival.

Con más empuje que juego lo intentaban los granotas, sobre todo cargando el juego por banda derecha por donde trataban de percutir Rubén Rivera y Kiko. El defensa intentó sorprender desde tres cuartos de campo al ver al meta rival adelantado, pero el balón salió por encima del larguero. Misma idea, algo más de distancia, y con mayor acierto fue la que ejecutó Roberto quien, tras robar el balón en medio campo, largó un misil teledirigido que sobrepasó a un adelantado Aparisi para poner por delante en el marcador al CD Yuncos.

Lejos de espolear a los locales, el gol ahondó en cierta sensación de ansiedad y pudo ser peor a la media hora cuando en un balón suelto, y tras un desajuste defensivo, Adrián envió por encima del larguero cuando la parroquia visitante cantaba el segundo tanto.

Pudo lograr la igualada el CD Cazalegas-Ebora Formación tras un arranque desde atrás de Ollero, que después de una jugada individual disparaba cerca del palo. Y poco más hasta el descanso, con los cazalegueños camino de vestuarios rumiando la momentánea derrota y con la sensación de no saber cómo hincarle el diente al partido.

Intervino Alonso en el entre acto con un par de cambios para, de entrada, modificar el dibujo y la disposición táctica de sus hombres. Sacó del campo a uno de sus centrales, Riza, quitó a un batallador Fabio Henrique y dio entrada a Talyson en la medular y a la última incorporación granota, el delantero centro Borja Escoredo.

Con el saque de centro, cambió radicalmente la decoración. Los locales metieron una marcha más, el balón circulaba con mayor fluidez de lado a lado, el juego asociativo comenzaba a salvar líneas y la banda derecha se convertía en la principal vía de ataque para los cazalegueños. Precisamente en una jugada por la banda del capitán Rubén Rivera, el balón atrás fue recogido por Juanfri que, más que un disparo, se sacó un pase a la red desde la frontal del área para llevar el empate al videomarcador.

Llevado por la inercia del gol, el equipo cazalegueño no se tomó respiro alguno y siguió poniendo cerco a la meta de César. Y así, diez minutos después de la igualada, Nombela recogía un rechace del portero y, desde el área pequeña, empujaba a la red para poner por delante a los granotas. Un tanto que venía a refrendar el inmenso partido que se estaba marcando el 4 de los cazalegueños.

Entre Juanfri, Hicham y Talyson se habían hecho con la manija del partido y eso lo notó un CD Cazalegas-Ebora Formación que, una vez logró ponerse por delante en el marcador, supo protegerse sin renunciar a salir a la contra buscando asegurar la victoria con un tanto que les diera la tranquilidad definitiva. Una tranquilidad que puso en cuestión, hasta en dos ocasiones, Adrián, que no acertó en ninguno de los dos balones sueltos que le cayeron delante de Aparisi en los minutos de descuento.

En la última jugada del partido, Borja Escoredo, el último y flamante fichaje del CD Cazalegas-Ebora Formación, demostró el porqué de su fichaje e hizo honor a su sobrenombre de “killer del Carpio” con un gol de muchísima clase.

Victoria para seguir defendiendo el liderato y con gran valor en lo anímico por lo que supone darle la vuelta a un marcador adverso con una gran segunda parte y dejando unas buenas sensaciones que deberán refrendarse en las próximas jornadas.

FICHA DEL ENCUENTRO

CD CAZALEGAS-EBORA FORMACIÓN: Aparisi | Kiko | José Manuel | Adrián Nombela |  Rubén Rivera (min. 89´) | Juanfri | Hicham | Rober (Sergio Díaz, min. 75´) | Adri Riza (Borja Escoredo, min. 46´) | Ollero | Fabio Henrique (Talyson, min. 46´) |

CD Yuncos: César | Jiménez | Ballesteros (Alberto, min. 74´) | Adrián | Javichu | Roberto (Alejandro, min. 74´) | Josito (Valle, min. 64´) | Antonio | Mario | Marcos (Manu, min. 84´) | Óscar |   

ÁRBITRO: Adil Laaroussi Kaisoum, del colegio castellano-manchego.

GOLES: 0-1 (22´) Rober; 1-1 (56´) Juanfri; 2-1 (66´) Nombela; 3-1 (93´) Borja Escoredo.

CAMPO: Estadio Ciudad Deportiva Ebora Formación (Cazalegas)

AMONESTACIONES:

Por parte del CD Cazalegas-Ebora Formación vieron amarilla: Fabio Henrique (5´) y José Manuel (90´). Por parte del CD Yuncos, vieron amarilla: César (43´), Rober (68´), Adrián (84´), Jiménez (85´), Alejandro (88´) y el técnico Ariel Roch (90´).